Autor Tema: -THE GALAXY TOUR-  (Leído 1532 veces)

Snade Desconectado
« en: Abril 08, 2013, 04:47 pm »

  • Cantando me he de morir, cantando me han de enterrar. Desde el vientre de mi madre vine a este mundo a cantar.
  • レベル0
  • *
  • Mensajes: 16826
  • Karma: 35
  • Sexo: Femenino
  • Someday
    • Awards
-THE GALAXY TOUR-
« en: Abril 08, 2013, 04:47 pm »

-PRÓLOGO-

Año 3500: La humanidad ha llegado a tal punto en avances tecnológicos a lo que se refiere, incluido en el campo del arte, insertándolo a ella de manera exitosa y positiva, que ha hecho posible hasta lo inimaginable.
Los artistas son casi Dioses gracias a esto, pues la tecnología les ha facilitado su supremacía y realzado cuan proyecto se les ocurriera hacer, combinando progreso computacional con creatividad.

La idol pop del momento, ha regresado de su gira del espacio exterior al planeta Tierra, causando un gran revuelo periodístico y público.
Nunca nadie ha escuchado una canción de ella sin saber quién es, pues es la mejor artista de su tiempo y del momento, opacando a famosos artistas de un pasado; entre ellos, incluido a una de los músicos más importantes de las décadas pasadas, una banda de rock compuesta por los actuales padres de unos chicos llenos de sueños que viven en el mismo barrio de la cosmopolita ciudad moderna del año...

Claro, no quedándose cruzados de brazos, sino luchando en audición en audición para ganarse un lugar y poder superar a esta Idol, Shayleigh Maria Stone, el objetivo a alcanzar.

Esta es su historia en medio de varios conflictos familiares, mundiales y musicales, luchando por la supremacía.
¿Quién obtendrá la victoria? ¿Quién tendrá la razón?





¡Hola!
Esta es una historia de Widget y mía, en donde cada una va a escribir un capítulo.
Espero que le guste esta versión futurística de la música, idols y conciertos.

Cualquier crítica es bienvenida. Hace mucho no escribo algo , perdón si encuentran errores.

Widget Desconectado
« Respuesta #1 en: Abril 17, 2013, 04:08 pm »

  • レベル0
  • *
  • Mensajes: 8566
  • Karma: 2
    • Awards
Re:-THE GALAXY TOUR- [Prólogo]
« Respuesta #1 en: Abril 17, 2013, 04:08 pm »
Bueno aquí traigo el capítulo 1!
Disculpen los inconvenientes de la ortografía, es por que uso mi iPod y pues ya saben lo que pasa con los móviles y eso.
Aún así espero q lo disfruten!

Capítulo 1:despertar
Estaba todo sencillamente oscuro. En esa dimensión no había nada ni nadie. Podía significar la misma muerte como una nueva vida.

No se sabe cuando comenzó a suceder, pero se escuchaban voces diciendo cosas extrañas. El negro comenzaba a desvanecerás convirtiéndose en colores claros, y después tomando diferentes formas. Se comenzaban a distinguir siluetas de personas hasta que todo se puso visible y distinguible.

Era una sala blanca bastante grande. Había un par de sillas a los costados y varias personas  totalmente desconocidas. El joven que recién despertaba coloco su mano en la cabeza, tratando de reconocer a esas personas que se acercaban desesperados a la camilla agotándolo con preguntas. Constantemente escuchaba a las personas llamándolo 'Saito' y algo ahí sobre 'Galaxy Tour'.

-Déjenlo quieto, que no ven q recién acabo de despertar?-Dijo esta chica de cabello rizado color azulado, mientras intentaba sacar junto con otro chico de cabello rizado negro, a toda esa gente desconocida de la sala, cosa que lograron

La chica tenía el cabello amarrado a la mitad de una coleta  con una rosa amarilla, vestía un traje amarillo aunque parte de el, lo tapaba un abrigo blanco con detalles entre azul y amarillo.  También llevaba ajustada al cuello una bufanda azul y utilizaba unas zapatillas amarillas con unas cintas q se cruzaban en sus piernas.

El chico tenía el cabello desordenado, vestía una camisa elegante blanca con un lazo negro, unos pantalones de vestir negro y unos converse negros.

-Como te sientes?- pregunto la chica amablemente acercándose al joven q tenía el cabello color negro con mechones rojos y vestía con una bata blanca.

-como crees que debería sentirme?-Replico el joven a la defensiva.

-No lo se...-dijo la chica pasmada.

El joven se acurruco más entre las sábanas de mala forma.

-Pues avísame cuando lo sepas, porque dime como me debería sentir sin saber quienes son ustedes, quien soy yo, cual es mi nombre, de donde vengo y porque estoy aquí?!

-Bueno, empecemos por decirte que no debes tener emociones fuertes por la operación q te hicieron. Segundo, yo soy Tsukine y el es Ikky -dijo señalando al chico que estaba a su lado.- y tu eres Saito. Los tres juntos formamos el grupo musical llamado 'Galaxy Tour'.-dijo sacando uno de sus aparatos muy tecnológicos para mostrarle un video en 3-D que se extendió por toda la sala y parecía como sí ellos estuviesen ahí presentes en el mismo concierto.

-Y todo eso es cierto?-dijo viendo el video.

-así es.-afirmo Ikky.

-Y porque no recuerdo nada?!

-saito, saito, tranquilízate, todo se te dirá a su debido tiempo.-dijo Tsukine intentando calmarlo.

-No! Quiero q me lo digan todo ahora!-se estaba alterando y se suponía que no se pusiese en ese estado ya que podía desprogramarse.

Saito era un chico de 19 años, hijos de padres músicos, aunque a su padre lo asesinaron antes de que su madre pudiese decirle que estaba embarazada.

Saito vivió por años maltratado por su madre pero cuando su prima, Tsukine, e Ikky, un amigo de la familia por parte de la madre de Tsukine, lo invitaron a formar parte del grupo que estaban creando, el acepto con en propósito no solo de cantar, sino de salir de aquel infierno.

El grupo llamado ahora 'Galaxy Tour' comenzó a tener éxito, aunque aún no superaban a grandes cantantes como la ídolo Shayleigh María Stone, quien era la más famosa hasta el momento.

Se cree que esta estuvo involucrada en la muerte de Saito ya que no quería que este pequeño grupo continuara progresando.

El arma que usaron para cometer dicho delito, era una pistola bastante antigua que se usaba para alrededor del 2999. La función de esta bala es 'rebotar' en el cuerpo, lo cual le provoco a Saito daños permanentes a los órganos matándolo al instante.

Ahora bien, aquella operación que le hicieron a Saito consistía en reemplazar todos los órganos dañados, por órganos que funcionaban exactamente como el de los humanos, sólo que eran del estilo que usaban los humanoides de esa época. De este modo Saito se convirtió en mitad humano y mitad cyborg. Por esto Saito no podía tener emociones fuertes.

Esta claro que de por si ser Saito bastante agresivo y violento los que reconstruyeron el cuerpo de Saito, tomaron otras medidas. Le colocaron una numeración sencilla que era por control de voz para desconectarlo en caso que se salirse de control.

Llegaron enfermeras y doctores de todos lados para calmar a Saito y sacaron a Tsukine y a Ikky de la sala. Al principio, Saito se mantuvo firme en su postura, pero luego se dejó vencer. Le colocaron una camisa de fuerza y lo dejaron en observación por varios días; luego le dieron de alta.

Les damos la bienvenida a nuestra historia Galaxy Tour!

Snade Desconectado
« Respuesta #2 en: Abril 25, 2013, 04:35 pm »

  • Cantando me he de morir, cantando me han de enterrar. Desde el vientre de mi madre vine a este mundo a cantar.
  • レベル0
  • *
  • Mensajes: 16826
  • Karma: 35
  • Sexo: Femenino
  • Someday
    • Awards
Re:-THE GALAXY TOUR- [Capítulo 2]
« Respuesta #2 en: Abril 25, 2013, 04:35 pm »
Ikky fue a visitar a su amigo a la casa. Quería ver que tal estaba. Tal vez podría de ser gran ayuda en algo, por lo menos para hacerle compañía, ya que tampoco deseaba que la única influencia que tuviera durante todo el día fuera la de su brava mujer madre.

Llevó en una canasta un pie que había horneado su mamá, lo único que le salía bien en la cocina a ella: uno de manzana con cereza.  Era sorprendente que tan rico podía llegar a ser ese postre, viniendo de unas manos torpes para la cocina pero amaestradas por la música.
Le hubiera encantado tener sus genes… pues no se consideraba un gran violinista, comparado con otros con los que tenía que competir en el mundo de la música. Jugarretas de su autoestima.

Tocó el timbre de la casa y, para su sorpresa, era Saito el que había abierto la puerta. Ahora estaba asustado por una razón: Saito era medio loco cuando le agarraban sus rayes, principalmente cuando peleaba con su madre. Y que la señora de la casa no atendiera, pues era la primera en llegar a la entrada, le daba una ligera sensación de malestar.

-¿Y tu mamá? – Preguntó Ikky un poco temeroso de lo que diría. Buscaba señales de violencia en la casa. Más o menos se ocultaba detrás de su canasta de mimbre, que la había llevado a la altura de su rostro.

-Salió con un tipo – Alzó una ceja - ¿Viniste a ver a esa mujer o a mi? – Estaba entre confundido y molesto.

Ikky sacudió la cabeza.

-A ti, perdón. Te traje un pie… a ti te gustan mucho los pie de mi madre. Aunque dices generalmente que el resto de su comida es basura – La primera vez que se lo había dicho, se enojó. Ahora le daba gracia y nostalgia.

-Parece ser que tu madre es mejor que la que dice ser la mía. Solo fuma todo el día, bebe y sale con hombres. Me enferma porque no recuerdo nada. – Le bajó la canasta de la cara y robó un pedazo de torta, el cual andaba caliente, pero no le importó demasiado.

Ante ese comentario Ikky no le quedó más remedio que quedarse callado.

-Ahora dime qué onda con la banda. No me dejan usar internet ni ver la tele, así que escupe.

Suspiró.

-Tú eras el cantante masculino, Tsukine, tú prima, tu contraparte femenina y yo el violinista.  Soy el compositor principal del instrumental, mientras que tu prima escribe las líricas. Tu solo cantas.

-¿Me gusta hacerlo?

-¿Y cómo voy a saber? Eso es ya cosa tuya que debes descubrir por ti mismo. Son tus sentimientos, no los míos.

-Eso es muy de niña. Y tú tienes pinta de señorito afeminado.

-Ignoraré eso – Ikky tragó saliva para contener su ira reprimida – De todos modos te voy a contar como empezamos  bien desde abajo…


Widget Desconectado
« Respuesta #3 en: Mayo 05, 2013, 02:25 pm »

  • レベル0
  • *
  • Mensajes: 8566
  • Karma: 2
    • Awards
Re:-THE GALAXY TOUR- [Capítulo 3] :D
« Respuesta #3 en: Mayo 05, 2013, 02:25 pm »
Capítulo 3: Recuerdo

Desde que Tsukine era una niña, siempre estuvo interesada en la música, aunque realmente era un desastre para ello en aquel entonces. Ella envidiaba mucho a sus dos hermanos mayores y a las novias de estos dos, quienes entre los cuatro habían formado un grupo al cual, esta intentó entrar, pero no la dejaron porque no era buena en nada: para empezar, no sabia tocar algún instrumento; si cantaba, se le salían los gallitos; si bailaba, se enredaba con sus propios pies, y las canciones que escribía no gustaban a nadie. La verdad que era la única en la familia quien no parecía ser buena en nada. Todo eso paso cuando Tsukine tenía alrededor de 11 años. Pero cuando conoció a Ikky esto pareció empeorar.

Ikky quien para ese entonces tenía 10 años, más que un niño talentoso, era perfeccionista. Y por cada cosa que Tsukine hacia mal, rápido se lo sacaba en cara y aunque esta lo intentaba corregir, de mal lo hacia peor, lo que la hizo frustrársela mucho.

Para ese tiempo, Saito quien tenía 13 años, iba frecuentemente a la casa de Tsukine para estar con los dos hermanos mayores de esta, sin embargo, cada vez que este veía a su linda primita consentida con la carita larga, el venía y le decía cosas bonitas que le subían el ánimo y la motivaban a intentarlo otra vez. Fue de esta manera que ambos sintieran un cariño muy lindo y especial que los unía más que como familia, como amigos.

Pasaron varios años, y durante ese tiempo, Ikky estudio en el extranjero música y arte. Tsukine tomo clases de ballet que la ayudaron a tener más confianza en ella misma y Saito, la verdad que había dejado de ser aquel lindo chico que con Tsukine había sido una vez.

En el reencuentro, Saito, quien ya tenia 19 y Tsukine, quien tenia 17, habían comenzado a cantar canciones de sus padres juntos, donde se sorprendieron con el potencial que tenían sus voces. Voces diferentes que presentían que superarían a cualquiera. En ese entonces fue en el que Saito sugirió ser un dueto dinámico y lo bautizo bajo el nombre de 'Galaxy Tour'.

Ahí fue cuando Tsukine retomo la literatura y empezó a escribir canciones pero necesitaba a alguien que le pusiera la música, fue cuando entonces se reencontró con Ikky quien algo cambiado y ya con 16 años, acepto ser el compositor y violinista oficial del grupo.

-... Y fue así como comenzamos desde abajo.-término Ikky de contar.

Snade Desconectado
« Respuesta #4 en: Julio 18, 2013, 03:35 pm »

  • Cantando me he de morir, cantando me han de enterrar. Desde el vientre de mi madre vine a este mundo a cantar.
  • レベル0
  • *
  • Mensajes: 16826
  • Karma: 35
  • Sexo: Femenino
  • Someday
    • Awards
Re:-THE GALAXY TOUR- [Capítulo 4]
« Respuesta #4 en: Julio 18, 2013, 03:35 pm »
-Muy hermosa historia, pero yo no te pedí que me contaras así nomás todo superficialmente - Agarró una silla de la cocina, la llevó arrastrando hacia el living y finalmente se sentó en ella cruzado de brazos, como si pidiera más explicaciones- Quiero saber todo. Incluso lo que he comido antes de que me hicieran... ¡Esta mierda! - Se descubrió el pecho, mostrando la espantosa cicatriz de la "operación”, la cual estaba abierta de par en par, con sangre seca y la cual exponía algunos  circuitos electrónicos.

Ikki al ver semejante imagen, no pudo evitar poner una tremenda cara de asco de la misma impresión que se había llevado.
Cubrió su boca inmediatamente, como si eso evitara el hecho de que vomitaría de forma irremediable.

-¿Cómo se te ha ocurrido hacer semejante cosa , Saito! - Casi se desmayó.

Contempló como de los circuitos corrían pequeños puntitos de electricidad, los cuales si se dañaban, seguramente sacarían chispas y haría todo un cortocircuito. O eso temía que pasara.
Tal vez también se le cortaría la comunicación de un brazo y no podría moverlo; o peor aún: un ataque cardíaco por desconexión.

Ikki, veloz como un lince hambriento, corrió hacia arriba, donde estaba el baño y fue derecho al botiquín. Allí empezó a revolver hasta encontrar una lata de aerosol.
Saito, que iba detrás de él con mayor velocidad, y se había puesto frente a frente con él un poco desafiante, le tomó la mano.

-¿Me vas a decir o te voy a tener que obligar?

-Vas a tener que obligarme - Le arrancó la ropa en un acto de impulsividad y lo roció con ese aerosol en la zona afectada. Inmediatamente la herida cerró y la piel quedó lisa - Ahora no puedes quejarte. Pero no vuelvas a hacer eso que me da "cosa" - sonrió algo asustadizo.

-A mi me da "cosa" que me hayas arrancado la ropa... aun si es para curarme. Y aun si me dices que es porque me quieres  como tu amigo y solo pretendías sanar mi herida. Eso lo haría una chica, normalmente - Entrecerró los ojos.

-No empieces a pensar mal. Pero me alegra que sigas siendo tú, a pesar de tu accidente.

-¿Homofóbico?

-Sí. O algo parecido. Pero eso te hace a ti. Y tu prima va a estar muy contenta cuando se entere de que te estás reconociendo - Bajó las escaleras y, al entrar en la cocina, se quedó en completo shock. La madre de Saito, Zatsunere Miho, estaba tirada en el suelo. Pensó que estaba muerta - ¡¿No era que tu madre había salido?!

-Algo así - Respondió Saito bastante tranquilo - Digamos que recordé algunas cosas de mi infancia y me dio rabia no haberlo hecho antes.

Widget Desconectado
« Respuesta #5 en: Julio 25, 2013, 09:56 pm »

  • レベル0
  • *
  • Mensajes: 8566
  • Karma: 2
    • Awards
Re:-THE GALAXY TOUR- [Capítulo 5]
« Respuesta #5 en: Julio 25, 2013, 09:56 pm »
Capítulo 5

-¡Estas loco Saito! ¡Vamos, salgamos de aquí! ¡No querrás estar para cuando despierte!-Exclamo Ikky empujando a Saito hasta la entrada de la casa para sacarlo de allí a cualquier otro sitio después que fuese lejos. -No vuelvas a hacer eso, Saito. ¡No lo vuelvas hacer!-lo regaño Ikky mientras iban de camino en una especie de vehículo automático  que levitaba del suelo hasta la casa de Tsukine.

-¿Porque no? Ella se lo merecía.-replico Saito de manera pacífica.

-Pero aún así ella es tu madre y...y... Tienes que respetarla.-La verdad es que se estaba imaginando lo peor y no sabía como explicarle lo que le sucedería después de lo que el le hizo a Miho.

En eso llegaron a la casa de Tsukine. Ikky toco el timbre de la casa y el muto mayordomo de la casa abrió la puerta.

-Vinimos a ver a Tsukine.-Dijo Ikky amablemente.

El muto sonrió y les cedió el paso al interior de la residencia de la familia Shionore. Saito e Ikky se dirigieron hasta la sala de invitados de la casa y se sentaron en uno de los muebles. En eso apareció Tsukine vestida con un lindo traje amarillo pomposo, el pelo suelto con una rosa amarilla al costado, unas zapatillas del mismo color y las cintas amarradas a sus piernas. En su mano derecha tenía un aparato electrónico.

-¡Hola!-saludo Tsukine. Ella había pensado que había sido sólo Ikky el que había ido, pero al ver que Saito lo acompañaba, corrió directamente hasta donde el y lo abrazo con fuerzas. -¡Saito!-exclamo sin aún dejarlo de abrazar.

-Hola... Prima.-Dijo Saito tratando de separarse del abrazo.

-¡Que sorpresa Ikky, no me los esperaba aquí! -sonrió Tsukine.

-Pues yo tampoco pensaba terminar aquí.-dijo con una gotita de agua en la nuca. -Verás,  Saito recordó algunas cosas de su infancia.-dijo ikky mirando a Saito.

-¿lo dices enserio? ¡Eso es genial! -los miro Tsukine a ambos.

-Si, pero esos recuerdos hizo que le dieran rabia y dejo a su madre inconsciente.-terminó de explicar Ikky.

-¿Qué hiciste que, Saito?-dijo Tsukine con cara de horror. -¿pero porqué? -se tapó la boca con ambas manos con asombro.

-Porque se lo merecía. ¿Porqué todos le tienen miedo a mi madre?

-Mejor olvídalo Saito.-dijo Tsukine con una gotita de agua en la cabeza.-Bueno, ya que están aquí les nuestro la canción nueva que escribí.-dijo Tsukine encendiendo el aparato que tenía en la mano que presento de manera 3-D lo que había escrito:

Se q no puedo seguir así
Pero ya mi corazón decidió q te amara
Q es lo primero q debería decir?
Mi cabeza no deja de girar

Mi amor por ti es algo fuera de lo usual
Por favor escúchame,
Duele aquí
Y por pensar en ti mis lágrimas caerán

Quisiera brillar como una estrella
Porq se q a mi me confiarías tus deseos
Quisiera brillar como una estrella
Y así cuidaría cada uno de tus sueños

Te amo solo a ti
Por favor escúchame
Duele aquí
Y Por pensar en ti mis lágrimas caerán

Quisiera brillar como una estrella
Porq se q a mi me confiarías tus deseos
Quisiera brillar como una estrella
Y así cuidaría cada uno de tus sueños

-¡Esta genial Tsukine!-Dijo Ikky al finalizar de leerla.

-Gracias.

-Bueno Saito, sólo falta que tu escribas tu parte para que entonces después Tsukine y yo podamos ponerle la música. -dijo ikky pasándole el aparato a Saito que también tenía un teclado touch 3-D.

-¿Qué?-dijo sorprendido casi bufeando. -Lo siento, yo no escribo. Eso es para niñas.-dijo Saito.

-¡Tienes que hacerlo! Son tus sentimientos no los de ninguno de nosotros. Es así como siempre juntos han funcionado Saito.-trato de convencerlo Ikky.

-¿Mis sentimientos, eh?-dijo Saito levantando una eja y empezó a escribir. En un santiamén ya había terminado y la canción término así gracias a el:

Solo a las estrellas (saito y tsukine)

Tsukine (saito)

Se q no puedo seguir así
Pero ya mi corazón decidió q te amara
Q es lo primero q debería decir?
Mi cabeza no deja de girar

Mi amor por ti...(ya se q es algo fuera de lo usual)
Por favor escúchame... (No me importa lo q dirás)
Duele aquí...(lo siento, las cosas no van a cambiar)
Por pensar en ti mis lágrimas caerán

Quisiera brillar como una estrella
Porq se q a mi me confiarías tus deseos
Quisiera brillar como una estrella
Y así cuidaría cada uno de tus sueños

Saito (tsukine)

Yo solo vine a este mundo a cantar
Los sentimientos no forman parte de mi plan
Si me quieres ayudar
Sólo cállate y déjame a mi continuar

Nuestra voz... (Ya se q a la galaxia estremecerá)
Atiéndeme... (Es lo q siempre he estado haciendo)
Esto es importante... (Esta bn, ya suéltalo)
Yo por ti no siento nada especial

Sólo a las estrellas confiare mis deseos
Por más infantil q parezca, es mi único refugio
Sólo las estrellas son las q cuidan mis sueños
Por más infantil q parezca, es mi único refugio

Tsukine (saito)

Te amo solo a ti... (Lo siento, solo vine a cantar)
Por favor escúchame...(los sentimientos no forman parte de mi plan)
Duele aquí...(por ti no siento nada especial)
Por pensar en ti mis lágrimas caerán

Quisiera brillar como una estrella
Porq se q a mi me confiarías tus deseos
Quisiera brillar como una estrella
Y así cuidaría cada uno de tus sueños

Saito

Sólo a las estrellas confiare mis deseos
Por más infantil q parezca, es mi único refugio
Sólo las estrellas son las q cuidan mis sueños
Por más infantil q parezca, es mi único refugio

Cuando Tsukine leyó lo que Saito escribió no pudo contenerse y empezó a llorar y se fue a su habitación.

-Eh, Saito, ¿no crees que fuiste un poco cruel con lo que escribiste en la canción de Tsukine?-Dijo ikky mirando el camino por el cual Tsukine se fue.

-No, me parece perfecto. Son mis sentimientos, ¿no?-dijo Saito.

Snade Desconectado
« Respuesta #6 en: Octubre 28, 2013, 03:11 pm »

  • Cantando me he de morir, cantando me han de enterrar. Desde el vientre de mi madre vine a este mundo a cantar.
  • レベル0
  • *
  • Mensajes: 16826
  • Karma: 35
  • Sexo: Femenino
  • Someday
    • Awards
Re:-THE GALAXY TOUR- [Capítulo 6]
« Respuesta #6 en: Octubre 28, 2013, 03:11 pm »
Capítulo seis.

Ikky primero subió hacia la alcoba de Tsukine, la cual lloraba muy desconsoladamente y con cierta exageración.  Se podía oír su llanto desde la planta baja, así que al subir las escaleras, el chico ya sabía con que podría encontrarse.

Al principio tocó la puerta con sus nudillos muy suavemente, pretendiendo no alterarla más de lo que estaba.  Aunque, de todos modos, no le respondió más que con otra cosa que no fuera gimoteos peor de dramatizados que los que hacía al apenas encerrarse allí dentro.
Suspiró suavemente, inflando el pecho y conteniendo parte de su aire.  Se masajeó las sienes y se esperó lo peor: Directamente abrió la puerta hasta cierto punto. Lo único que recibió fue más gritos de una chica evidentemente alterada. Sin embargo, en vez de cerrarla completamente, darse la media vuelta e irse, decidió abrirla por completo y entrar a paso algo inseguro y enfrentarla cara a cara.
Tsukine, en cambio, al notar que la miraba con tranquilidad y a la vez tristeza, se enfureció mucho más por eso que por haber ingresado allí sin permiso de ella. A veces podía ser muy neurótica con ciertas cosas, entre ellas que la miraran con “lástima” (Cosa que Ikky no estaba haciendo, pero ella lo interpretó así en su momento). Instantáneamente, ella comenzó a rebolearle descaradamente cada objeto con el que se encontraba en su camino y a mano.
El pobre Ikky tuvo que cubrirse la cara con un brazo para evitar que las cosas cayeran en medio de su nariz y lo lastimaran.

— ¡Tsukine! No vengo para molestarte, sino para consolarte— Lo dijo en un tono algo ahogado.

— ¡No necesito tu consuelo! ¿Sabes? Estoy cansada de que todo el mundo me vea como algo débil y alguien a quien consolar todo el tiempo — Repentinamente dejó de tirar cuan cosa hubiera por ahí al alcance de su mano y agachó la cabeza, mirando el suelo alfombrado de azul eléctrico.

—Si te interesa saber, yo no te considero como alguien débil a quien deba consolar todo el tiempo. Creo firmemente que eres delicada, lo justo para desempeñarte bien en todo lo que hiciste hasta ahora y en la forma que tratas a los demás… 
Alzó la mirada.

— ¿Es cierto lo que dices?

—Claro. Además creo que eres muy especial.

En eso, Tsukine volvió a malinterpretarlo y le arrojó un peluche relleno de material pesado que le dio de lleno en el rostro.

__

Shayleigh se estaba preparando para dar otro de sus mega conciertos.  Ya había brindado un espectáculo enormemente sorprendente el día anterior y ahora le quedaban programados como cinco conciertos más en la parte sur de América, aunque estaba decidiendo si agregar más fechas en muchos países más de la América sureña o doble fecha en un mismo país.

Agarró el cepillo del pelo y se relamió los labios como si degustara un delicioso dulce. Se sentía mucho más que feliz siendo quien era… Aunque en parte había ciertos cabos sueltos en su historia personal que la llegaban a perturbar.
Sacudió la cabeza bruscamente y puso la mejor sonrisa que podía formar en su bello rostro de ángel. Se paró de su asiento y comenzó a contemplar su figura cubierta por una bata de toalla amarilla frente al espejo. Se estaba preparando psicológicamente. Y esa era una de sus rutinas. 
Tomó la malla gris que le permitía cambiar de ropa al instante de una manera que parecía mágica en vivo y en directo , se la colocó y eligió una prenda : Un vestido rojo con un gran moño detrás de su espalda con unos guantes de cuero negro de los que sobresalían encaje del mismo color.
De esa manera, salió al escenario y dio un espectáculo que dejó marcado el corazón de muchas personas en una sola noche.

__

Estaban pasando el recital por la Televisión. 
Saito odiaba ver tele, pero esta vez sintió la obligación innecesaria de prender aquel aparato.  En el canal estaban dando la cobertura en vivo del show principal. Observó por un segundo las expresiones de la idol del momento y se sintió algo incómodo, incluso hasta enojado.
Se cruzó de brazos y optó por seguir contemplando la misma imagen de la chica que vio en el camino a su casa en los carteles de toda la ciudad.
En ese momento… vino una avalancha de de recuerdos a su mente. Se mareó un poco y se sujetó como pudo del apoya brazos del sillón. Volvió a ver a Shayleigh y sintió un odio espantoso hacia ella. Le parecía odiosa.
Tenía que superarla.

Widget Desconectado
« Respuesta #7 en: Octubre 31, 2013, 10:30 am »

  • レベル0
  • *
  • Mensajes: 8566
  • Karma: 2
    • Awards
Re:-THE GALAXY TOUR- [Capítulo 7]
« Respuesta #7 en: Octubre 31, 2013, 10:30 am »
Capitulo 7: Consejos para mejorar.

-¡Eres imposible Ikky!- Le grito Tsukine después de haberle lanzado el peluche a Ikky; aun seguía llorando. Solo había una razón por la que nunca le creería a Ikky cuando le dijera cosas de que era especial y cosas descendientes: Varios años atrás, cuando Tsukine tenía 12 años,  ella estuvo enamorada de Ikky. Antes de declarársele, se la pasaba todo el tiempo con el aparte de que era muy atenta a él. De hecho, por esas atenciones en la escuela los molestaban.  Un día ambos habían salido a una pista de patinaje y Tsukine le confesó su inocente amor cual Ikky no le correspondió; Tsukine termino muy lastimada, pero el único que borro las lagrimillas de triste amargura de la mencionada, fue Saito; su primo. Fue cuestión de nada que Tsukine se olvidara del amor que sentía por Ikky y terminara enamorada de su primo Saito.

Mientras la discusión proseguía, Iris se asomo a la entrada de la habitación de Tsukine.

-¡Dios mío, Tsukine! ¡Deja ya el drama; tu llanto se oye por toda la casa y no me permite practicar!-Dijo la chica de ojos esmeralda y cabello negro con pequeñas vueltitas; esta había sido adoptada por los Shionore desde que era bebe. También Iris era hermana biológica de Ikky, pero esa es otra historia.

Tsukine, por el gran respeto que le tenía a Iris después de ciertos hechos que ocurrieron en su infancia, dejo de llorar.

-Gracias.- Dijo Iris con la actitud que la caracterizaba. –Y cabeza de chorlito-dijo refiriéndose a Ikky. -¿Cuándo tendremos el duelo de violín?-Iris se lo había propuesto tiempo atrás.

-No sé, un día de estos.-Le respondió Ikky.

-¿Qué me tienes miedo?-Lo reto.

-Claro que no.

-Entonces que el reto sea aquí y ahora; busca tu violín.-Dijo Iris retirándose para ir a su cuarto a buscar su violín. Ikky suspiro y obedeció; bajo a la sala por su violín. Tsukine solo se miro el espejo para limpiarse la cara y después bajo detrás de Ikky. Si había reto necesitaban jurado; y Saito también ayudaría como jurado.

Cuando bajaron los tres bajaron a la sala de invitados vieron a Saito tirado en el piso como si estuviese defectuoso (por su condición de cyborg). Repetía muchas veces el nombre Shayleigh Maria Stone y se retorcía en el piso. Tsukine alterada, saco una especie de chapas que le permitía ver los circuitos dentro del cuerpo de de Saito y ver donde estaba el problema. Observó detenidamente las partes del cerebro de Saito; casi al instante noto la falla Saito estaba teniendo y  fue rápidamente resuelta con unos truquitos que los que compusieron a Saito le dieron a Tsukine en caso de que este empezara a fallar como lo fue en este entonces. Luego cuanto Saito estuvo listo, Tsukine le dio un “restart”.

A lo que Saito se reiniciaba, se percataron de que el televisor estaba prendido y pasaban el concierto de Shayleigh. Tsukine lo observo par de segundos y después apago el monitor algo furiosa. La cantante, la rival de ellos, había alcanzado un nivel mucho más alto en ese mes que estos habían perdido; el objetivo se estaba volviendo insuperable.

Saito ya se había reiniciado y abrió con cierta lentitud los ojos y se llevo la mano a la cabeza.

-Veo que dejaste de llorar.-Dijo Saito mirando a Tsukine al rostro; este se levanto y se acomodo en el sofá, luego observo que Ikky e Iris tenían sus violines. -¿Me perdí de algo?-Alzo la ceja mirándolos a los tres como si de criminales se tratase.

-No, nada importante.-Le dijo Tsukine; Saito había puesto la vista en Iris porque no recordaba ni quien eras. Tsukine se dio cuenta de eso. –Deja de mirarla así Saito, es mi hermana; Iris Shionore.-Dijo suspirando resignada.

-No se parece nada a ti.

-Nadie dijo que éramos de la misma sangre.-Le espeto Iris sarcástica.

-¿Eres adoptada?-Pregunto Saito.

-Si.

-Que familia de mierda.-Mascullo Saito entre dientes.

-Bueno, parece que hemos olvidado el objetivo aquí; vamos hacer el dueto, ¿sí o no?-Dijo Iris tomando el control remoto para encender una pista.

-Sí, si.-Dijo Ikky y coloco su violín en posición para tocar.

Tsukine se acomodo al lado de Saito mientras Iris e Ikky ocupaban el medio de la sala. La pista era el dupstep de la canción [1]Shadows. Iris tomo su violín en posición esperando su turno para tocar.

Ikky movía sus dedos por todo el brazo del violín con una agilidad increíble, y el arco lo movía con elegancia y perfección. Era hermoso. Aunque Iris tenía algo que a Ikky le faltaba que era presencia escénica; moverse al ritmo de la música mientras tocaba el violín; simplemente vivir. Saito y Tsukine solo miraban sin emitir comentario alguno.

Después de tocar otras canciones de diferentes géneros y artistas, Iris hizo que Ikky, Saito y Tsukine la atendieran.

-Se que los tres están frustrados porque su grupo no ha logrado progresar mucho del último tiempo para acá.- Empezó hablando Iris sentándose en frente de estos tres. –Pero si ustedes quieren superar a Shayleigh, van a tener que escucharme: para empezar van a tener que tocar el mismo tipo de música que ella, o algo similar, cuestión que el público pueda comparar porque si notan su grupo y el de ella son totalmente opuestos, aunque el de ella toca música mas popular que hace que la gente le guste más y lo prefiera. Segunda cosa: Ikky, si quieres que la gente te ame, vas a tener que bailar mientras toca. Tercera cosa: Tsukine y Saito, van a necesitar trabajar más como equipo. Antes lo hacían muy bien, ahora no sé, pero deben empezar a poner más de su parte. Y Tsukine, por favor, ¡tienes que dejar el drama ese! Si no te gusta que te arruinen las canciones, entonces escríbelas por ti sola.-Y asi siguió Iris hablándole desde su punto de vista las cosas que tenían que hacer, las cosas que debían mejorar y las que deberían eliminar para que el grupo pudiera llegar a ser tan famoso y reconocido como el de Shayleigh Maria Stone.

Snade Desconectado
« Respuesta #8 en: Diciembre 02, 2013, 02:50 pm »

  • Cantando me he de morir, cantando me han de enterrar. Desde el vientre de mi madre vine a este mundo a cantar.
  • レベル0
  • *
  • Mensajes: 16826
  • Karma: 35
  • Sexo: Femenino
  • Someday
    • Awards
Re:-THE GALAXY TOUR-
« Respuesta #8 en: Diciembre 02, 2013, 02:50 pm »
CAPITULO 8


Ikki no estaba de acuerdo con todo lo que había dicho Iris.

Por empezar, si tocaban la misma música que la idol del momento, iban a recibir críticas muy duras y negativas de parte de los medios. Seguramente los llamarían “copias descaradas” de Stone o incluso hasta plagiadores… como si nadie más pudiera tocar su mismo género musical.

Si bien ellos eran más de la música melódica, también la mezclaban con el género pop. Por eso no entendía la razón de porque fallaban. Tal vez era mala suerte, poca suerte o simplemente, nada de suerte.

Cuando estaban alcanzando a estar en revistas moderadamente importantes e incluso a tener su propia pequeña nota en revistas como la Rolling Stone o la Billiboard, Saito tuvo que tener ese misterioso intento de asesinato. Ellos no tenían enemigos. No se metían en problemas con nadie como para que a un individuo se le ocurriera atacar de forma tan salvaje a Saito, hasta casi matarlo; llegando incluso a tener que convertirlo en un cyborg para salvarle la vida.

Suspiró un poco deprimido.

Sentía que nada de los esfuerzos que hacían servían de algo ara seguir progresando en el mundo de la música.

Segundo… él, Ikky, era malísimo bailando. Pero cuando se dice malísimo, cumple estrictamente todo el sentido de la palabra.
No era exagerado decir que parecía tener dos pies izquierdos, puesto que se enredaba con ellos tan solo al caminar. Imagínense bailando… sería realmente terrorífico. Capaz hasta se podría caer encima del público desde el escenario.

Prefirió callarse antes que discutir con Iris.

—No creo que pueda bailar mientras toco el violín — Comentó solamente eso.

—Claro que vas a poder — Casi se lo come crudo.

—Si no lo haces, te voy a golpear — Agregó Saito.

Ikky tragó duro.

--

Un día de esos, Ikki se propuso a empezar a practicar. No dejó pasar demasiado tiempo, puesto que si no perdería bastante con eso.
Movió un espejo hacia la sala de su casa y allí comenzó a dar unos saltitos mientras tocaba el violín. No podía siquiera pegar una nota estando en continuo movimiento. 
Entonces decidió  recorrer de una punta a la otra el living, esta vez, trotando levemente. Tampoco.

Y así intentó toda la tarde… Hasta que llegó un punto, en que se enredó con sus propios pies, como solía hacerlo comúnmente y se cayó encima de su preciado violín, destruyéndolo completamente.
Esto lo enojó muchísimo, tanto que se lleno de una rabia incomprensible y comenzó a llorar como si se tratase de un niño pequeño al que le habían robado un dulce.

Ese violín se lo habían regalado en un desdichado día en su cumpleaños en el orfanato.  El regalo más lujoso que le habían dado a un niño allí dentro, pues normalmente todos debían conformarse con lo básico: ropa, calzado, útiles escolares y comida.

Ikki había sido adoptado a la edad de cinco años, y ni siquiera sabía el día en que había nacido. Solo estaba consciente de que su fecha de cumpleaños era el día que lo habían abandonado en la puerta de ese lugar y lo recibieron con los brazos abiertos para que las tutoras lo mantuvieran.
Si bien, su madre del corazón, Meianne, le había comprado un violín eléctrico cuando había empezado su carrera en “GALAXY TOUR”, y de lo que estaba profundamente agradecido también, él prefería su violín de madera, pues, “sonaba exquisito y muy melancólico”. 
A veces sentía que era el único objeto que lo comprendía completamente y expresaba claramente sus verdaderas emociones. Era como una parte más de su cuerpo.

En eso, se acercó Meianne al escuchar el ruido de algo romperse. Por un solo momento pensó que se había lastimado alguien.

— ¡Ikky! ¿No te pasó nada?  — Lo ayudó a levantarse y notó el instrumento hecho pedazos debajo de él — Ikky… — Lo abrazó fuertemente. Sabía perfectamente que eso era su objeto de consuelo — Lo lamento. ¿Qué estabas haciendo, mi amor?

—Intentaba ser mejor. Pero lamentablemente, no puedo serlo.
—Mentira , Ikki — Se acercó amorosamente a su oído — Tú puedes hacerlo — Y se sonrió .

Widget Desconectado
« Respuesta #9 en: Enero 25, 2014, 02:00 pm »

  • レベル0
  • *
  • Mensajes: 8566
  • Karma: 2
    • Awards
Re:-THE GALAXY TOUR-
« Respuesta #9 en: Enero 25, 2014, 02:00 pm »
Capítulo 9:

-¡Eres un menso, Ikky!-le dijo Iris bastante enfadada tras enterarse de la historia de intentar bailar tocando el violín sin siquiera tener una base de lo que danzar es. -¡A ti nada más se te ocurre!-le dio un golpecito en la frente.

Ikky solo bajo la cabeza apenado. Bien no valía la pena discutir con ella, pero si tuviese el valor necesario, le diría algo como que ella tampoco había especificado cuando le sugirió que bailará mientras tocaba el violín.

-Pero pues, ¿que se puede hacer? A pesar de que estamos en el año 3,500 aún no se acaban de inventar la máquina del tiempo.-suspiro Iris diciendo esto último.

Ikky igual mantenía la mirada gacha, y luego salió del cuarto de su hermana. Suspiro tristón porque ya no tenía su preciado violín. Tsukine lo había estado esperando fuera de la habitación y cuando este salió lo abrazo por la espalda.

-No pasa nada Ikky, todo esta bien.-dijo Tsukine tratando de brindarle consuelo.

-No todo esta bien, ya no tengo a mi violín.-estaba triste como si hubiese muerto alguna persona cercana a el.

La atmósfera estaba entre tensa con  cierto aire de tristeza.

-Bueno, pero mira, quizás esto si te anime aunque sea un poco.-le sonrió. Luego saco un aparato color azul-transparente. Hundió varios botones y ahí le mostró un e-Mail que le había enviado la compañía YAMAHA. La misma compañía que había contratado a sus padres para cantar cuando estos eran jóvenes. -Quieren contratarnos.-sonrió más ampliamente.

Ikky tomo rápido el aparato y empezó a leer el e-Mail.

-Genial, la oportunidad que estábamos esperando.-dijo con los ojos bien abiertos aunque no mostraba emoción con su voz. -La oportunidad que estábamos esperando y yo tuve que destruir mi violín. -se llevo la mano libre al pelo agarrandose las greñas con rabia. La noticia en vez de contentarlo, lo que hizo fue hacerlo enojar más porque no tenía a su preciado instrumento ahora consigo.

Le devolvió el aparato.

-Yo se que como el violín que rompiste no había ninguno, pero puedes usar el eléctrico para tocar.-trato de animarlo, pero no lo logro.

Se acercaba rápidamente el día en que la compañía los quería ver. Pero Saito parecía no tener interés en el grupo e Ikky estaba verdaderamente destrozado por lo de su violín.

-¡Hermanita por favor, dame tu violín para regalárselo a Ikky! Tu violín es el único violín en el mundo que es igual al de Ikky y que fue un obsequio por parte del orfanato! ¡Además tampoco lo usas porque  tienes otros diez! ¡Anda no seas así!-le decía Tsukine yendo detrás de ella.

-Te dije que no.-decía Iris.

-¡Anda hermanita! No acepto "no" por respuesta.-decía Tsukine haciendo puchero.

-¡Esta bien! ¡Dios mío, pero déjame en paz!-grito iris.

Subieron a la habitación de la pelinegra, y entre las cosas Iris saco el violín que le habían dado en el orfanato. No tenía cuerdas y estaba lleno de polvo. Tsukine miro el instrumento con la cara larga pero esperaba que esto resolviera para ver la hermosa sonrisa de Ikky de nuevo.

-Gracias hermanita.-dijo Tsukine sonriendo llevándose consigo el instrumento.

Tenía fe de que el violín haría feliz a ikky a pesar de que tendría que limpiarlo y ponerlo en condiciones para poder tocarlo.

Tags: